Halloween | Especial Perseverancia

0

Halloween significa literalmente víspera de todos los santos, se celebra el 31 de octubre, un día antes de la fiesta de Todos los Santos, pero con la santidad no tiene mucho que ver como veremos.

Esta celebración se remonta a tradiciones de los druidas celtas, de varios siglos antes de Cristo, el 31 de octubre era el día del Samhain, del comienzo del año, se invocaba al dios de los muertos, se pensaba que en ese día este dios de los muertos abría las puertas del averno para que ellos visitaran la tierra. Se preparaban grandes fogatas con alimentos y hay quienes dicen que ya en ese tiempo se daban cultos satánicos directamente con sacrificios humanos. De lo que no hay duda es que con el devenir de los siglos el día de Halloween, la noche de Halloween no es una santa noche, es todo lo contrario, es como van a decir los exorcistas y principalmente nos apoyamos en las palabras del padre Amorth, un gran exorcista fallecido hace poquitos años, es el día en que se da culto a satanás, es la trampa de satanás va a decir él porque muchos creen que es algo inofensivo. Otros exorcistas hablan del cumpleaños de satanás. Personas que han sido satanistas cuentan como claramente es el día más importante, la noche más importante para satán. Se celebran ritos satánicos, misas negras, se ofrecen sacrificios de animales, también de seres humanos. Había en el 2002 una ex satanista convertida que les decía en México a los padres y madres de familia que cuidaran a los hijos esa noche porque sucedían esas cosas y las siguen sucediendo por supuesto.

Uno puede decir, bueno, pero ¿qué pasa si un niño se disfraza y va buscando dulces casa por casa como se estila hacer en Estados Unidos, como ya se ha propagado en otros países? Primero hay que ver el disfraz, hay disfraces y disfraces, disfraces que evocan realmente la muerte, que evocan al demonio y después que en el mejor de los casos no pasa nada, pero tampoco pasa nada bueno ¿Para qué participar en una noche donde muchos satanistas están celebrando todo lo contrario a lo que sabemos, a lo que creemos, a lo que amamos? Y es un riesgo porque como dirá el padre Amorth más de una vez tuvo que ayudar a niños y a jóvenes que después de una celebración de Halloween así aparentemente inocua, inofensiva empezaron a tener problemas para dormir, visiones raras, “el que se acerca al fuego puede quemarse”.

Aprovechemos nosotros está noche que se aproxima de Halloween para…que no es noche de Halloween en realidad en el sentido que lo vengo diciendo, celebrémosla de verdad como la víspera de todos los santos, recemos más ese día por todas las cosas feas que pasan, aprovechemos para reflexionar sobre los santos, hagamos que nuestros niños y jóvenes también lo hagan. Hay lugares donde los niños se visten de santos, estudian la vida de ese santo y la explican, la enseñan, bueno, hagamos todo lo contrario de lo que el demonio quiere que hagamos, vivamos nuestra fe de verdad y si en alguna ocasión eso nos deja fuera de una fiesta o piensa que somos bichos raros ¿no estamos dispuestos a sufrir algo por Cristo? ¿por seguir el Evangelio?¿por vivir la verdad del Evangelio?

Le pedimos a nuestra Madre la gracia entonces de vivir la radicalidad de nuestra fe, que eso no es ser fundamentalista, eso es amar a Cristo de verdad, eso es realmente estar convencido de quien es Jesús y cuanto nos ama y que Ella que apretó la cabeza de la serpiente maldita y que lo sigue haciendo, nos proteja, nos ayude contra el mal, contra el Malo con mayúscula que es el demonio y nos aleje a nosotros de todo lo que tenga que ver con él, especialmente el pecado, pero también de estas cosas que no tienen absolutamente nada de bueno. Ave María Purísima sin pecado concebida 

Comentarios
Loading...